François Mackandal

OPINIÓN. El reencuentro de Haití y el Islam.

Para la mayoría de los occidentales Cristianos (y algunos no cristianos) de todas las denominaciones posibles, poco se sabe del estudio profundo de la religión Vudú de origen Africano (en su estadio mas primario), haitiano cuando Francia acumulo la mayor cantidad de esclavos en esa, su mayor Colonia en la Américas. La mayoría de las personas no ligadas o conocedoras de la cultura franco parlantes, afroamericanismo o estudios antropológicos de la comercialización de esclavos, llegan inclusive a ligarla con HECHICERÍADEMONOLOGÍA y creencias DIABÓLICAS, con su ingrediente fértil del miedo que se deriva en racismo. Cosa mas lejana a la realidad.

El Vudú, religión sincréticas, le llaman algunos por sus ingredientes adicionales asimilados en el Caribe con las religiones Cristianas de origen colonialistas como la Católica (Hispaniola) y Protestantes (Jamaica), mezclada con sus santos y angeología viejo testamentaria, entre otras mezcolanzas. Nosotros la llamamos RELIGIÓN, ya que si tomásemos estos parámetros tendríamos que definir al Cristianismo como un SINCRETISMO del Judaísmo.

Los orígenes del Vudú se pierden en el periodo Neolítico Africano, nace (como casi todo sistema de creencias) de su observación de su entorno natural, de las deidades femeninas de la fertilidad, la caza, el pastoreo, etc, en Dahomey, Benin, Mandingas y muchos otros imperios Africanos, llegando a ser la única religión de influencia en las colonias Francesas, que por su ruptura con la iglesia y monarquía Europeas no ‘CRISTIANIZÓ a sangre y fuego los esclavos en sus colonias americanas de Haití, Martinica, Guadalupe (Caribe), Nueva Orleans, entre muchas más en Estados Unidos y Canadá, pero siendo estas cuatro las más importantes y rentables económicamente. Haití fue la principal de todas.

Como toda resistencia, revolución, alzamiento contra ‘poderes imbatibles’, los esclavos Haitianos necesitaron la estructuración de un sistema de creencias que los sustentasen y que luego se convertirán en los ‘mitos fundacionales‘ del inicio de su resistencia, rebelión contra las más atroces, bestiales, brutales e inhumanas condiciones de sobrevivencia imaginables, a tal punto que el promedio de vida de un esclavo en las colonias Francesas, era de solo ocho años promedio, según narra Diana Uribe en su ‘Historia del Mundo‘.

Cada etnia, nación o grupo cuenta sus orígenes con marcada tendencia ‘mítica’. Roma fue fundada por RÓMULO y REMO, dos hermanos gemelos criados por una loba, los esclavos Haitianos no fueron la excepción.

Corán
Corán

El Vudú y el Islam (Wudhu, lavado de purificación Islámica)

Mackandal (François) (1704-1758) es el mítico CIMARRON, ‘cuasi mesías’, de la rebelión y catalizador del espíritu de libertad de los negros esclavos que devinieron en la nación que hoy se llama República de Haití, cuya influencia y leyendas se llovieron de boca en boca, de canto en canto, en elegías.

Mackandal, (Macandal, Makandal), fue un esclavo africano de origen Mandinga, legendariamente famosos por su rebeldía entre los comerciantes de esclavos y de difícil cotización por esta razón, aunque también se especula que Mackandal pudo ser de Malí, Guinea o Senegal.

Fue un líder cimarrón que encabezó la primera rebelión de negros esclavos en la isla de Saint Domingue. Su rebeldía y amor a la libertad nunca logró someter su espíritu a la condición de esclavo. Por un accidente en las plantaciones donde perdió un brazo, lo asignaron al trabajo de ‘pastor’, lo que con el tiempo y posibles conocimientos previos lo hizo un experto en la preparación de VENENOS, pócimas, primera herramienta de lucha contra los amos blancos, convertido en mito junto con el incipiente Vudú. “Mackandal es espíritu, Mackandal se transmuta en animales, Mackandal es Licántropo, Mackandal predecía el futuro, tenía revelaciones, hacia amuletos, Mackandal era ‘MAGIA‘”.

François Mackandal
François Mackandal

Tal vez inspirado un una de tantas rebeliones de esclavos, como la del también mítico y legendario líder Cartaginés Benkos Biohó (1596-1621), ‘Rey del pueblo libre de San Basilio de Palenque‘. Las historias y leyendas de hazañas, de rebeliones y alzamientos se transitan entre esclavos por medio de la comercialización regional en el Caribe continental y las Antillas, tal es el caso de Boukman (Dutty), fallecido en 1791 de nacimiento desconocido, líder Haitiano de origen Jamaicano, quien fue vendido por el amo blanco Inglés a un blanco Francés, incluyendo, tal vez o también por las historias de las primeras rebeliones INDÍGENAS (Caonabo).

Benkos Biohó
Benkos Biohó

Cuando Mackandal fue atrapado por los amos blancos, puesto en la hoguera, el poste se partió, siendo necesario volver a atarlo. Para los negros esclavos, Mackandal soltó los amarres, se convirtió en mosca, y voló (como lo había prometido a sus cimarrones seguidores), para los amos blancos, murió en la hoguera. NACE LA LEYENDA que inspiro una revolución.

Remito a los lectores de esta articulo a leer la magistral obra del escritor cubano, Alejo Carpentier, El reino de este mundo, «lo real maravilloso», sobre este personaje que fue François Mackandal, un estudio historiográfico, poético, MÁGICO que marcó la vida del autor.

El Vudú y el Islam

Según historiador Thomas Madiou (1814 – 1884), cuenta que Mackandal practicaba el ISLAM, “quien tenía buenos conocimientos de la lengua ARABE..”, también Moreau de Saint-Méry, personaje importantísimo en las colonias de Francia en el Caribe, en su obra “Description topographique, physique, civile, politique et historique de la partir francase de l’isle Saint Domingue”, también narra las historias y leyendas sobre Mackandal; Un ser muy elocuente, ejercía un gran liderazgo sobre sus seguidores, cimarrones, logró la unificación de diferentes etnias, fue el terror de los blancos en la década de 1750s..”.

Lo que los franceses no sabían era que su colonia más rentable, Saint-Dominique (ahora Haití), era terreno fértil para los musulmanes cimarrones y rebeldes”, dice el estudioThe mislim factor in the Haitian revolution”.

El mismo Boukman de origen Jamaicano, posee un nombre que se cree tiene orígenes Islámicos; “Dutty BookMan”, el hombre del libro (Islam)..

Dutty BookMan
Dutty BookMan

Históricamente, ya es bien sabido que algunas comunidades de cimarrones estaban compuestas enteramente de musulmanes, comunidades cuyo líderes eran musulmanes. Yaya, también conocido como, Gillot, tuvo una presencia devastadora en la parroquias de ‘Trou y Terrier Rouge‘, antes de ser ejecutado en septiembre de 1787 en un lugar llamado “Cul de Sac”. Otro musulmán Africano llamado Halaou dirigió un verdadero y enorme ejército de miles de cimarrones.

Moreau de Saint Mary
Moreau de Saint Mary

Aunque un gran número de esclavos negros ‘musulmanes‘ habían sido bautizados a la fuerza entes de la Revolución Francesa o por antiguos dueños Cristianos, algunos habían conservado sus nombres y alías originales, como Ayouba, Tamerlan, Aly, Soliman, Lamine, Thisiman, Yaya, Belaly y hasta Salomón. Y son todos nombres (alias) los cuales aparecían en los avisos de ‘búsqueda‘ por ‘criminales‘ de las autoridades blancas, también se mencionan fugitivas femeninas como Fatme, Fátima y Hayda, según describe el estudio de Sylvaine Diouf, historiadora galardonada (diáspora Africana), autora deSlavery’s Exiles’, The Story of the American Maroons (NYU Press, 2014), Servants of Allah: African Muslims Enslaved in the Americas( NYU Press, 1998), y otras importantes obras y premios.

El reencuentro con el Islam

Desde el 2010 y de manera cada vez mas creciente, actualmente, Haití ha registrado un crecimiento considerable, según lo declara el informe de Ministerio de Asuntos Exteriores y Culto de Haití, que emite informes periódicos; “Más de cinco mil miembros y ochenta y seis Mezquitas existen en toda la República de Haití”.

El Islam es la espiritualidad, incluyendo una conexión permanente con Dios en la oración“, dijo Noah, joven de 23 años, convertido a la edad de 13 años, gracias a su mejor amigo. Para Noah, es un conexión con sus antepasados, con sus raíces Islámicas Africanas. Desde el 2010, cuando ocurrió el terremoto, vinieron muchos Turcos en ayuda y con ellos, su fe, describía un articulo en “Le Nouvelliste”, diario local Haitiano. 

Esto activó a muchos jóvenes, junto con el ‘Fuego del Islam‘ transmitido por Billy Kircher, TeleMax. “El Islam es paz”, dice Abdul Al Ali (Pierre Marc Dubuisson), refiriéndose al los extremistas violentos Islámicos. ”Hay fanáticos, es humano, los fanáticos han malinterpretado el Corán”.

Abdul Al Ali, se queja de que el gobierno de Haití no ha querido reconocer los matrimonios Islámicos, las autoridades tienen miedo a la reacción de los Norteamericanos, luego del 11 de septiembre.

Jean William Jeantly, Musulmán y ex senador de la República, dice que “Haití es un país de libre culto, nos hemos reunido con Pierrot Delos, Ministro de Asuntos Exteriores y Culto, para el registro y documentación de los hermanos del Islam y seguimos esperando respuestas”.

LeoNOTICIA